31 oct. 2013

Gracias


Es hora de dar Gracias
por la cosecha recogida,
por los dones recibidos,
siglo tras siglo,
minuto a minuto,
de la Huerta Infinita,
sembrada y cuidada
por almas antigüas.


Gracias por la rosa y la espina,
la luz y la sombra:
una a la otra se reafirman,
esculpen
con dolor y alegría
nuestro ilusorio ser.

Es la hora en que hablan las estatuas,
coronadas de hiedra y granada,
con voces de sibilas:
"Otros vendrán a agradecer
lo vuestro..,
asi se tejen el pasado y el futuro
en el presente eterno"

A.




Paralelismos culturales:





Imagen superior: